Sanxenxo

lariadearosa.com
ahora también en


Escultura "Atlantis" en la Praza do Mar. Obra del escultor Francisco Leiro.

Hoteles Apartamentos Campings Restaurantes

Entre la margen norte de la ría de Pontevedra y la sur de Arousa, Sanxenxo es el municipio turístico más representativo de Galicia. Según la escritora Emilia Pardo Bazán es "la comarca más pintoresca que soñarse puede".

Sanxenxo tiene una población de 17.543 habitantes (2014). Con una extensión de 44 Km2, posee cuatro núcleos urbanos: Sanxenxo, Portonovo, San Pedro de Vilalonga y A Revolta en Noalla. El término municipal comprende siete parroquias: Adina, Bordóns, Dorrón, Nantes, Noalla, Padriñán y Vilalonga.


Playa de Silgar, en el casco urbano de Sanxenxo. Bandera Azul.

El clima de Sanxenxo, que contrasta con otras zonas de Galicia, se convierte en una sorpresa para los visitantes, su privilegiada situación geográfica, al sur del fértil valle del Salnés y abrigado por lomas, facilita las temperaturas suaves durante todo el año.

A lo largo de los 27 Km. de costa que tiene Sanxenxo hay 24 playas y 6 calas muy soleadas gracias a su orientación meridional. Silgar, Caneliñas y Baltar son playas urbanas muy visitadas. Areas, Canelas, Montalvo y A Lanzada destacan por los servicios que ofrecen y la conservación de su entorno.


La Madama de Silgar frente a la playa del mismo nombre. Al fondo, Portonovo.


Son muchas las playas que han conseguido la Bandera Azul de la Unión Europea:
Areas, Panadeira, Silgar, Baltar, Caneliñas, Canelas, Paxariñas, Montalvo, Bascuas, Pragueira, Major, Foxos, además de Areas Gordas y A Lapa que compartirán distintivo por su reducido tamaño. La playa de Bascuas es pequeña y acogedora pero su principal característica es que es la única playa nudista.

El acceso al término se puede hacer por varias vías; carretera comarcal C-550, si el viajero proviene de Cambados, O Grove o de la capital provincial, también estos viajeros pueden hacerlo, de igual modo, por la autovía do Salnés, conectada con la autopista A-9 (A Coruña-Vigo). La capital municipal dista 18 Km. de Pontevedra.Desde hace unos años Sanxenxo ha pasado de ser una apacible villa de veraneo, a una playa de turismo masivo, lo cual ha transformado casi totalmente la fisonomía de su paisaje y los modos de vida.


                                                                          Playa de A Lanzada. Bandera Azul.

DESCRIPCIÓN GEOGRÁFICA

El municipio se encuentra geográficamente en el valle do Salnés, con un paisaje formado por valles suaves sobre las que emergen pequeñas lomas y colmas aisladas. Se pueden distinguir dos unidades, una al este, en los límites con los términos de Meaño y Poio, representado por un sector de colmas (montes lagueiros 262 metros, Chan da Gorita 257 y Cando Laraño 254) y, la segunda al oeste, que abarca el resto del municipio, y que responde básicamente a una superficie de aplanamiento. El perfil litoral aúna dos  sectores morfológicos totalmente diferentes, uno uniforme, rocoso y poco recortado, en el sector situado en la bocana de la ría y, el otro arenoso y arqueado (sucesión de puntas y playas) que caracteriza al resto perfil costero de sus dos frentes de ría.

            Paseo marítimo en Sanxenxo, frente al puerto deportivo

Contrastando con los paisajes marinos, pero a escasa distancia, Sanxenxo sorprende por la fuerza de su paisaje verde de interior. Un buen ejemplo es la zona de Aldariz, mezcla de bosque frondoso y espacios abiertos, que permite espectaculares vistas de la ría. Parroquias como Dorrón, Bordóns y Padriñán se extienden desde la ría por valles hasta formar suaves montes como Castiñeiro, Gorita y Ventureira. La belleza de la costa y la bondad climática han sido precisamente sus dos principales atractivos para el turismo. El clima oceánico-húmedo, presenta aquí una acusada sequía estival y la disposición topográfica crea un microclima cálido. La temperatura media anual alcanza casi los 15ºC y la oscilación térmica es de 11°C, prueba de la suavidad de los contrastes estacionales. El mes más frío es enero (9°C) y el más cálido julio (21°C). Las precipitaciones anuales son abundantes pero muy irregulares en su distribución a lo largo del año. El mayor volumen se concentra de noviembre a enero y los meses de verano son secos (julio y agosto).

CULTURA, MONUMENTOS Y TURISMO

Pazo de los Duques de Patiño (S. XVI).La piedra es un elemento dominante en la arquitectura de Sanxenxo. Iglesias y capillas en su mayoría de estilo románico donde abundan Pazos, construcciones palaciegas que reflejan un pasado señorial, como el de los Duques de Patiño (S. XVI), en pleno casco urbano de la capital. también cabe citar los de Gondar, con torre del siglo XV ,el de Padriñán, el de la Torre de Miraflores, muy cerca también de esta villa, el pazo de los Pardo en Vilalonga con un gran hórreo y una capilla y el Pazo de O Revel en Vilalonga, hoy convertido en hotel. Desde el punto de vista artístico destacan por su interés las iglesias de Adina y Padriñán;. El promontorio de A Lanzada, uno de los asentamientos más importantes de la historia de Galicia, conserva una ermita de estilo románico tardío datada en el siglo XII y parte de la fortaleza construida en el año 952 por los merinos de Iria. En este entorno de la capilla de A Lanzada es donde tiene lugar una de las fiestas más populares y concurridas de toda la comarca.


Playa de Baltar, en Portonovo.

Los amantes de la buena mesa verán colmadas todas sus expectativas por localidad gastronómica de Sanxenxo. Portonovo, villa marinera por excelencia, tiene un importante puerto donde se descarga abundante pesca que se subasta en la lonja, y ofrece sus mejores pescados y mariscos en las tascas y restaurantes de la zona. Eso sí, acompañados de un albariño, vino blanco, suave, elegante y exclusivo de esta comarca. otros productos del interior, como las carnes o las verduras y hortalizas que crecen en los fértiles valles del municipio, complementan la gastronomía de Sanxenxo.

Ermita de A Lanzada.Sanxenxo, desde la década de los setenta, se convirtió en un lugar emblemático dentro del turismo de masas en Galicia, su valor reside en conjugar una posición neurálgica dentro de las Rías Baixas, con el sabor tradicional que le confiere una perfecta simbiosis entre el mar y la tierra, entre el carácter hospitalario de sus gentes y la belleza del paisaje. La climatología privilegiada y las buenas comunicaciones, unido a la cercanía de núcleos urbanos importantes, así como la proximidad a un centro balneario y turístico de antigua tradición como A Toxa, permitieron crear en muy pocos años el complejo hotelero más importante de Galicia. Pronto los pequeños núcleos pesqueros de Sanxenxo y Portonovo sufrieron la presión especulativa sobre el suelo, proceso que derivó en un cambio negativo de fisonomía de sus tradicionales cascos urbanos. El resultado de este proceso fue la casi total destrucción del atractivo de las edificaciones tradicionales, así como una desarticulación generalizada del territorio municipal, hipotecando, en gran medida, el valioso patrimonio paisajístico.

Vista aérea parcial de la villa marinera de Portonovo. En primer término la playa de Baltar, distinguida también con la Bandera Azul en el año 2007.Por lo que se refiere a su oferta hotelera, el municipio ofrece lamayor oferta de Galicia en plazas hoteleras, superando incluso a ciudades como Vigo, A Coruña o Santiago; hoteles que van de una a cuatro estrellas, algunos de estos últimos ofreciendo servicios como spas, talasoterapia, piscinas o pistas deportivas. Las pensiones también son de buena calidad. A los hoteles se unen una importante cantidad de campings (más de 4.500 plazas) situados habitualmente en primera línea de mar y redeados de densos pinares; multitud de casas, pisos y apartamentos en alquiler así como una buena oferta en turismo rural. Este tipo de oferta hotelera permite atraer a decenas de miles de personas sobre todo en la época estival.

El núcleo de Sanxenxo es hoy un animado centro turístico que multiplica su población en verano, si bien es cierto que en el resto de las Barcos participantes en la Volvo Ocean Race, en el puerto deportivo de Sanxenxo.estaciones del año no es raro ver numerosos turistas paseando al borde del mar. Y todavía más común es ver sus calles llenas de gente los soleados fines de semana del invierno, cuando muchos gallegos se acercan a su paseo marítimo para aprovechar el buen tiempo y todos los servicios que ofrece esta villa. En torno a la playa de Silgar con su frecuentadísimo paseo marítimo y el puerto deportivo Juan Carlos I, punto de salida de la importantísima regata Volvo Ocean Race, es donde nos encontramos gran cantidad de establecimientos de muchos tipos, predominando los de hostelería, con sus terrazas a pie de playa.



Barcos participantes en la Volvo Ocean Race, en el puerto deportivo de Sanxenxo

Los restos de su pasado marinero todavía se pueden apreciar claramente en el entrono del puerto en donde se mantiene en pie y perfectamente conservada su vieja iglesia parroquial y algunas casas típicamente marineras.

Los paisajes rurales de interior están dominados por el bosque y los cultivos en los que la viña tiene un especial protagonismo. Merece la pena visitar algunas iglesias parroquiales como las de Adina, Dorrón, Noalla o Vilalonga. Muchas de ellas conservan trazos románicos si bien fueron modificados a lo largo de los siglos, sobre todo en el período que va del siglo XVI al XVIII.

El municipio ofrece al turista una oferta muy amplia de actividades, desde los baños de sol en sus bellos arenales (Areas, Panadeira, Silgar, Baltar, Caneliñas, Canelas, Paxariñas, Montalvo, Bascuas, Foxos y parte de A Lanzada, ...) hasta todo tipo de instalaciones para la práctica de diversos deportes náuticos (vela, windsurf, Kite surf, esquí acuático, motos de agua...), aéreos (parapente y ultraligeros), karting, motociclismo, equitación o tenis, entre otros. El visitante también puede optar por realizar excursiones marítimas hasta la islas próximas de Ons y Onceta, o hacer alguna de las posibles rutas de senderismo dentro del municipio. Entre ellas podemos citar la ruta de "los carballos de Aldariz", o la de los molinos de Dorrón y Bordóns que forma parte de otra mayor que incluye otros distribuidos por la comarca del Salnés. Y para quien demande más actividades Sanxenxo está lleno de posibilidades.

                                                                            Práctica de kite surf en la playa de A Lanzada

Con el atardecer surge uno de los aspectos que han dado mayor fama a Sanxenxo, es su denominada "movida", que empieza con el típico "tapeo" en la numerosas tascas de la capital municipal y Portonovo, para luego frecuentar los pubs y cafeterías de moda hasta altas horas de la madrugada. Es entonces cuando la fiesta se traslada a la discotecas próximas. Será el alba con los primeros rayos del nuevo día quien señale el fin de la "movida".

 

FIESTAS

De la amplia variedad de pescados y mariscos que nos podemos encontrar en el puerto de Portonovo, el trono le corresponde sin lugar a dudas a la raya. Este pez plano con un sabor particularmente delicioso se ha ganado los paladares de toda aquella persona que lo ha probado. Su popularidad la ha llevado a ser la protagonista de la fiesta gastronómica más renombrada del municipio, la Fiesta de la raya.

Entre las numerosas fiestas que se celebran en el municipio cabe citar las patronales de la capital municipal (finales de agosto), en honor de San Xenxo, y la de San Roque, a mediados de este mismo mes, en Portonovo. Entre las romerías se deben mencionar la de A Lanzada, el último sábado del mes de agosto en la ermita románica del siglo XII, donde se entremezclan el culto a la Virgen con manifestaciones paganas de ritos primitivos que aún hoy perduran. Según esta tradición las mujeres, en la madrugada del sábado en la playa de Nosa Señora, toman el "baño de las nueve olas", que las debería curar de su presunta esterilidad, en unos casos, o del "meigallo" o "mal de ollo" en otros. Otra romería es la llamada "O luns do Con", tradicional subida al Monte Ventureira en la que los vecinos pasan un día de comida campestre.

 

 Un poco de historia
 El escudo
 Fotos de hoy
 Mapa
 Rutas de Interior
 Hoteles